Las Mejores Frases de familia traicionera

La vida nunca nos prepara para una traición familiar pero cuando esta ocurre la tenemos que afrontar. No dejes que el odio te llegue a cegar, tú solo sigue luchando pero sé más cuidadoso al confiar.

Siempre he contado con el apoyo de mi familia donde quiera, no puedo imaginármelos como una familia traicionera. Sé que muchos tienen que enfrentar la traición familiar,  pero yo espero por esa situación nunca tener que pasar.

Dolor me ha causado mi familia traicionera pero muy a mi pesar he de confesar que se los agradezco. De su traición obtuve el impulso que necesitaba para triunfar.

Detente a considerarlo bien, piensa antes de traicionar a un familiar, reflexiona si vale la pena las consecuencias afrontar. El cariño ya nunca será después el mismo ¿Te importa verdaderamente tan mínimo?  La familia está para apoyar, nunca para traicionar.

Frases un familiar traicionero

Frases de familia traicionera

Nada más lamentable que una familia traicionera aunque es aún más lamentable cuando su traición daña una simpatía sincera. Una vez que un familiar es traicionado se asegurará de no volver a ser engañado, así que el vínculo que les unía ya  nunca será el adecuado. Nada volverá a ser igual.

De todos algo malo podríamos esperar pero de la familia es más difícil desconfiar, por eso cuando la traición llega del círculo familiar, el dolor que esto trae es más arduo de soportar.

Ama a tu familia, cuídala y valórala pero aléjala de tus proyectos y negocios. La traición puede venir de cualquier socio, aún de un familiar. Harás bien en esto recordar.

Dios no mira con buenos ojos a una familia traicionera, el valora el amor familiar, así que mejor abstente de traicionar si le quieres agradar.

La forma más fácil de aceptar que una familia fácilmente se puede desmoronar a causa de la traición es fijarse en un juicio por herencia.

A muchos sus familias le han sabido traicionar por eso tus mejores proyectos asegúrate de guardar. No se los confíes a toda tu familia porque eso puede derivar, en tu propia ruina, en una catástrofe sin más. Asegúrate de recordarlo.

Un cuchillo clavado en mi espalda de todos pude esperar pero menos de mi círculo familiar y de allí precisamente fue de donde vino.

Politica de privacidad Quienes Somos